7 frases para sacar de quicio a una embarazada.

Tranquila, las náuseas se pasan a los tres meses
Claro, es cumplir el día 90, justo a las 12 de la noche y pam! Se acaban las nauseas, las vomiteras y jubilas el cariban. Pues yo debo tener la cuenta atrás estropeada porque llevo seis meses y sigo vomitando tres veces al día…

“El embarazo es la época más bonita para una mujer”
Esta frase la inventó el mismo publicista que hace los anuncios de compresas. Es quedarte preñada y todo se vuelve maravilloso: te suben el sueldo, el perro de la vecina deja de ladrar a todas horas, creces 10 centímetros, te toca un viaje a las Seychelles en jet privado…

image
“Aprovecha para dormir ahora que puedes”
¿Qué pasa que las horas de sueño se pueden acumular como los puntos Iberia?
Ya me imagino la escena cuando nazca:
– Llevo tres noches sin dormir por el bebé
– ¿y no estás cansada?
– nooo, es que tenía unas horas de sueño acumuladas.

“¿Estás embarazada?”
– ¿Lo dice por este bombo de 8 meses? No, señora, es que tengo gases…

“Cuando tengas a tu bebé en brazos se te olvidará todo”
Una de dos: o la amnesia es un efecto secundario del parto o es que la matrona tiene una pistola al estilo Will Smith en “Men in black” que te dispara un rayo y se te olvidan los dolores del parto, las almorranas y hasta las impertinencias que la vecina del cuarto.

“Ya te queda poco”
Estoy de cinco meses. Así que si la aritmética no me traiciona me quedan cuatro meses. Hobre, poco, poco… Lo que vienen siendo 120 días, unas 2.800 horas. Pero tranquilos que se me pasará rápido porque estoy durmiendo todo el día, acumulando horas de sueño para cuando nazca.


“Que barriga tan grande, se nota que será un bebe grandote como tu marido”.

¿Qué pasa señora que no puede salir a mi? Ah no, claro, es que yo mido 1,60. O sea que me está llamando gorda y de paso me llama también enana.

Ahí ya no aguantas más a la maldita vecina del cuarto. Sí, si la del perro que ladra todo el día y le sueltas: – Pues a mi marido va a ser difícil porque no es hijo suyo.- Y mientras le cierras la puerta del ascensor en las narices añades: – Y haga callar a ese maldito perro de una puñetera vez o bajo y lo estrangulo.

Anuncios

2 comentarios

  1. ¡Jaja! La verdad es que a veces te dan ganas de no sé qué cuando te dicen cosas como éstas 1000 veces al día. 😉

    ¡Un abrazo! Que ya te queda menos 😉

    Me gusta

  2. Miss garilina · · Responder

    Con lo de la barriga grande, a mi es al revés, “si no tienes barriga”. Creo que hasta en el trabajo se están pensando que estoy simulando el embarazo para estar de baja. Tengo barriga, pero no una gran barriga como otras embarazadas del curso de preparación de parto, que con menos semanas que yo, están las pobres criaturas que no pueden ni quitarse los zapatos. De momento disfruto de mi libertad de movimientos y puedo vestirme y atarme los zapatos sin ayuda, ya engordaré que todavía tengo semanas.por delante.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: